Golpe en la mesa de Indiana en New York (102-95)

Catorce años han pasado desde que estos dos equipos no se ven las caras en una serie de playoffs, era en la década de los 90 cuando la rivalidad entre Indiana Pacers y New York Knicks centraba las portadas de los periódicos, con Reggie Miller haciendo de las suyas y desquiciando a la afición de la gran manzana con Spike Lee a la cabeza. Ahora en 2013 se vuelve a repetir este enfrentamiento con savia nueva por parte de las dos franquicias que harán recordar a aquellos partidos.

Los Pacers comenzaron el partido imponiendo su ritmo de juego, buena defensa y un ataque sólido comandado por David West mientras que en los Knicks eran Iman Shumper quien tomaba las responsabilidades de la ofensiva ante la falta de acierto de Carmelo Anthony. New York le dio la vuelta a la toritilla con Raymon Felton como máximo responsable de ello, empezaba a carburar la maquina Knicks y esto les llevo a acabar el primer cuarto con ventaja en el marcador (22-27). Pero el partido iba a contar con un factor sorpresa por parte de Indiana, DJ Agustin quien no ha tenido una gran temporada salió desde el banco para anotar 10 puntos que le darían la vuelta al marcador incluyendo un par de triples que comenzaría a preocupar a todo el Madison. El control por parte de Indiana se hacia más patente y a medida que se acercaba el final de la primera mitad era más evidente, Paul George con un triple a falta de dos segundos para el final pondría una de las mayores ventajas en el marcador que hacian a Indiana llegar a los vestuarios con cierta tranquilidad (52-46).

La segunda mitad fue un calco de los minutos finales del primer tiempo, Indiana muy bien en defensa y acertado en ataque, la ventaja aumentaba con el paso de los minutos, George Hill, David West y Paul George no dejaban pasar una oportunidad para anotar, ademá de que Lance Stephenson y Roy Hibbert hacían un grandísimo trabajo, podemos decir que Indiana Pacers estaban funcionando a la perfección. Una canasta de Pance Stephenson pondría la mayor ventaja (73-59) y el miedo en el cuerpo de New York. A partir de aqui fue un querer y no poder por parte de New York, el control por parte de Indiana fue perfecto no perdiendo la calma en ningún momento y pareciendo que han aprendido mucho más de lo que yo pensaba en los dos años anteriores en playoffs. Al final hubo un arreón por parte de los Knicks pero no hubo problema alguno para Indiana que supo cerrar el partido sin contemplaciones haciéndose con la victoria y ganando el factor cancha nada más empezar la serie.

FOTO: Kathy Willens

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s