Indiana gana a Boston y les deja heridos de muerte (83-97)

Los Boston Celtics llegaban al Bankers Life Fieldhouse con tres derrotas consecutivas, la última en su propia casa ante Chicago Bulls, por tanto, se podían considerar como un equipo peligroso, con su orgullo herido, y es que la temporada para los de Doc Rivers está siendo muy dura, después de años de éxitos, llegando a finales y consiguiendo el título con el Big Three, este inicio de campeonato está siendo la cara más amarga de este deporte.

Y la victoria de Indiana deja un poco más herido a Boston, el partido salvo en el primer cuarto fue dominado por Indiana, desde la defensa se volvió a conseguir ganar añadiendo además un gran acierto de los jugadores durante los tres primeros cuartos, donde se cimentaron las ventajas que dieron finalmente la victoria. Paul George fue el mejor durante la primera mitad, estuvo acertado en todas las acciones que protagonizó, en el tiro, en defensa con robos que nos hicieron anotar canastas fáciles al contrataque y dio una gran seguridad al juego de Indiana. Boston intentaba recortar distancias pero veía como esas ventajas fueron aumentando a medida que pasaba los minutos, Granger, tomó el mando dejado por Paul George en el primer tiempo y se colocaba como máximo anotador del equipo, posiblemente, quería resarcirse de su error en el partido anterior cuando fue expulsado. Indiana controló el partido en todos los aspectos, en la pintura se mostro muy superior con 42 puntos por los 24 de Boston, el rebote ofensivo fue dominio de los de Vogel, y esos puntos en la pintura vinieron en muchas ocasiones por segundas oportunidades en el tiro, y es que fueron 20 los rebotes ofensivos conseguidos por los Pacers, Roy Hibbert y Tyler Hansbrough con 4 cada uno y Jeff Foster que como un reloj cogió sus dos rebotes en ataque de cada partido, en ese aspecto, Indiana es uno de los mejores equipos de la liga,  con casi 13 rebotes ofensivos por partido. Además, como ya comentaba anteriormente, en contrataque se hicieron muchos puntos fáciles, 23 fueron de esta forma y es que tener a Collison y George Hill en pista dan muchas mas opciones para subir el balón con rápidez, y es un arma muy utilizada por Vogel. Precisamente, Darren Collison tuvo su mejor partido en anotación en lo que va de liga, se fue hasta los 17 puntos y es que parece que el pequeño base se motiva cuando tiene en frente a Rajon Rondo.

Esta victoria nos deja con 9 en total y solo 3 derrotas como segundo en la clasificación del Este, empatados con Sixers y por delante de equipos con Maimi u Orlando, puede que sea anecdótico y al final de los 66 partidos esos equipos acaben por delante de nosotros, estoy sorprendiéndome de lo bien que se están haciendo las cosas y no pensaba que fueran a funcionar tan rápidamente los pequeños cambios con respecto a la pasada temporada, David West va cogiendo ritmo poco a poco, no se le está acumulando muchos minutos y con el paso de partidos debe ir cogiendo confianza, ese es nuestro mayor baluarte para los momentos calientes y ya lo hemos comprobado en un par de partidos esta temporada, asi que, que nos quiten lo “bailao”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s